La salida de la crisis en V

La salida de la crisis en V

La salida de la crisis en V

La V es el ejemplo más simple de reacción rápida del sistema económico a una recesión y, dada cualquier recesión, la salida que todos los agentes económicos prefieren. Caer y levantarse rápido, sin postración, sin cirugía y sin convalecencia.

En este escenario, la economía deja de mostrar una variación negativa del PIB, pasando a una variación positiva con un crecimiento compensatorio continuado de la caída antecedente.

Bajo algunas hipótesis, se puede interpretar un movimiento de este tipo como una corrección que fortalece la economía. Se puede suponer que había algo que “limpiar”, aunque no siempre se puede precisar bien el qué, para tomar impulso con menos lastre.

Sin embargo, es preciso comprender que la evolución del PIB es una serie temporal, en términos estadísticos un objeto con ciertas características bastante estudiadas. Y de ese estudio se conoce que las series cortas inducen fácilmente explicaciones falsas, como apuntamos también al hablar de la U. De ahí, aunque no solo, la dificultad de los economistas para establecer predicciones certeras e, incluso, para interpretar el presente y el pasado inmediato.

En cualquier caso, hay muchas uves posibles, cuyas diferencias representa bien su grado de asimetría. En general, la recuperación en V tiene una acusada tendencia a parecerse a la recuperación en U, con una recuperación más lenta que la caída, e incluso se puede transmutar en una quasi U si el crecimiento es al principio positivo pero lento. Sin embargo, un poco de crecimiento es mejor que nada y puede cambiar mucho las expectativas de los agentes económicos y, por tanto, la dinámica de recuperación.

De la V, como de todos los ideales, se puede decir poco más, es un modelo simple, limpio, deseable, como despertar de una pesadilla de accidente y comprobar con alivio y renovada energía la integridad física. Lo malo es que es difícil que la V sea perfecta o virtuosamente asimétrica (crecimiento más rápido que la caída).

Ejemplos de recuperación en V

Como ejemplos de recuperación rápida, suelen citarse el caso del llamado “milagro alemán”, posterior a la 2ª Guerra Mundial: la economía alemana cayó un 66% entre 1944 y 1946, para crecer a una tasa promedio del 12% hasta 1956. Pero, no se puede decir que la recuperación fue un rebote espontáneo (poco probable en una economía devastada por la guerra), pues realmente se produjo en gran parte como efecto de un estímulo grandioso, el llamado “Plan Marshall”.

Hay otros ejemplos en distintas regiones del planeta, pero los modelos más puros de recuperación en V son más raros cuanto más agregado es el ámbito objeto de observación, pudiendo, sin embargo, encontrar gran cantidad de variantes en determinados mercados y fracciones del PIB, típicamente en los mercados de valores.

Artículos Recomendados

La recesión en forma de V

El abecedario de la reconstrucción

Libros recomendados

Rebajas
Ciclos Económicos (Clásicos)
  • Schumpeter, Joseph A. (Autor)
La défaite financière du Japon
  • Guichard, Stéphanie (Autor)